lunes, noviembre 09, 2009

LE LLEGÓ ANTES A ÉL


Llegó otra muerte anunciada
como el soplo del viento otoñal
que arranca una hoja,
ya desquebrajada y seca
por el dolor.
Esa hoja que hace años fue fuerte,
erguida e inflexible
desde aquellos ojos de nuestra niñez.

Nos miramos
adentrándonos en las pupilas
intentando reencontrar
ese reflejo de antaño
que se deslizaba entre canicas
y trajes de muñecas.

La figura demacrada, con negra esbeltez
de una mujer ya, con apariencia de adolescente,
me hace retroceder en el tiempo y me miro
a través de su espejo…

A nosotros nos tocó
demasiado pronto
cuando nos quedaba
tanto por hacer y por ser.

Aquella juventud nuestra
vestida de luto se fue tiñendo
de madurez y responsabilidad
a través de los años,
con la ayuda de esas manos
maternales que nunca te dejan de sostener.
Una canción que siempre me ha encantado y que desde lejos me ha regalado una persona por la que siento un cariño especial porque está cerca a de mí a través de sus letras y detalles. Muchas gracias, querido amigo.


5 Instantes:

Blogger El Hippie Viejo **Instantes...

Querida Ana!

Cuán sentidas son tus palabras para ese ser querido que se adelantó en el viaje que todos emprenderemos en algun momento.
Muy emotivo querida Amiga!

Mis brazos se extienden hasta llegar donde tu vives para darte un fuerte Abrazo!

Deseo tengas un Hermoso fin de semana!!!

con el cariño de Siempre!

Adal

5:01 a. m.  
Blogger El Hippie Viejo **Instantes...

Querida Ana
volví para dejarte una bella canción de regalo,
espero te guste

clic aquí

6:44 a. m.  
Anonymous Trini **Instantes...

Una madurez, prematuramente impuesta.

Tan bello tus versos y tan triste el contenido. Cuánto dolor entre tus letras.
Precioso

Besos

9:34 a. m.  
Blogger el.yau **Instantes...

será que se nos pasa el tiempo y no nos damos cuenta?... y qué hacemos?... maduramos o nos negamos a dejar de mirarnos a los ojos mientras afuera caen las hojas secas de un otoño solitario y decidor?

Besos!.

4:22 a. m.  
Blogger Isthar **Instantes...

Sólo hay algo a lo que no podemos escapar y que marca siempre sus propias reglas. Ante ella no podemos sino rendirnos.

Por mucho tiempo que pase, aquí siempre encuentro esas bellas palabras que mantenian siempre vivo mi aliento cuando mi mundo era éste.

Como siempre un verdadero placer leerte.

Un abrazo

9:37 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home